La planta 17

5 minutos en leer
0
5
182
La planta 17

Acabo de dejar la Presidencia de la Comunidad de mi finca. No es que haya dimitido, es que es un cargo rotativo y sin retribución. Por el bien común.

Durante “mi administración” han sucedido cosas peregrinas. La más curiosa, no obstante, ocurrió con la chocante petición de algunos vecinos. Resulta que los de la planta 17 de nuestro bloque, pomposamente llamado “España”, querían dejar de pagar los recibos comunitarios, abrir una puerta desde el descansillo al bloque contiguo, pomposamente llamado “Europa”, para así poder entrar y salir libremente por cualquiera de los dos accesos. Claro que pretenden que sigamos con el mantenimiento de las escaleras que llevan hasta su planta y con los servicios de ascensores, luz, agua y electricidad como hasta ahora.

Les he comentado que con la ley en la mano (la sencilla Ley de la Propiedad Horizontal) eso lo tiene que aprobar el conjunto de la Comunidad del Edificio España por mayoría. Y, además, los del Edificio Europa no están por la labor de dejarse abrir una puerta colindante, ya que corren el riesgo de que otros edificios de su entorno pretendan hacer lo mismo. Con el agravante de que ambos bloques, como todos los que forman el complejo en el que vivimos, comparten ya zaguán, vestíbulo, escaleras de distribución, zonas ajardinadas, polideportivos, salón social y otros servicios, por lo que no habría ninguna ventaja nueva para los vecinos de la planta 17.

Argumentan que tienen derecho a decidir entre ellos y que si no se les permite hacer una consulta aislada, sin contar con los demás, es porque no respetamos la libertad de expresión ni creemos en la democracia y somos unos fachas.

Democracia es el gobierno del pueblo, no de una parte del pueblo, les he dicho. Pero me contestan que están hartos de que les suban los olores a ajo, aceite, paella y cocido de los pisos “inferiores” y que, ya que no pueden llevarse sus pisos a otra ubicación, al menos pretenden limitar la dimensión de nuestro bloque a 16 plantas reales más una de realidad virtual.

El caso es que se han auto reconocido la autoridad moral y legal suficiente para realizar su “mini-junta”. Del coeficiente del 6,3 que representa a toda la planta, el 1,8 ha declarado que desea abrir una puerta directa al Edificio Europa. Algo así como el 30%, lo que ha sido inmediatamente proclamado como un gran éxito y una rotunda victoria de las tesis “oficialistas”.

La opinión del Edificio Europa ha sido expresada por activa y por pasiva en el sentido de que, si se llega a abrir esa puerta, ellos pondrán un cierre metálico en su lado para evitar que la susodicha entrada trasera tenga ningún efecto práctico. Después preguntarían a los demás bloques si les parece bien y, con uno sólo que diga que no, la verja seguiría cerrada.

Y lo mas gracioso es que es verdad.

Ángel Arribas.

  • La nueva religión

    La nueva religión

    Cuando el ser humano tuvo conciencia de su propia condición y descubrió su incipiente espi…
  • Comprometerse sin meterse

    Comprometerse sin meterse

    Si hay algo que me pone de mal humor es que un profesional incumpla su palabra. La semana …
  • La vuelta al calcetín

    La vuelta al calcetín

    Te despiertas, miras al despertador, son las 8.35 y te das cuenta de que es tarde, te has …
Ver más posts
  • La nueva religión

    La nueva religión

    Cuando el ser humano tuvo conciencia de su propia condición y descubrió su incipiente espi…
  • Contra Natura

    Contra Natura

    Todo aquello que no encaja con el concepto oficial y bendecido lo etiquetamos como “contra…
  • Espíritu Navideño

    Espíritu Navideño

    “Si te comportas como un imbécil, te tratarán como a un imbécil”. Refranero español.  …
Más de  Ángel Arribas
  • Feliz

    Cosas que me hacen feliz

    Respeto el sufrimiento ajeno con todo mi ser, pero no puedo dejar de considerarlo gratuito…
  • La nueva religión

    La nueva religión

    Cuando el ser humano tuvo conciencia de su propia condición y descubrió su incipiente espi…
  • Comprometerse sin meterse

    Comprometerse sin meterse

    Si hay algo que me pone de mal humor es que un profesional incumpla su palabra. La semana …
Cargue Más En Literatura y relatos

Deja un comentario

Busca también

Cosas que me hacen feliz

Respeto el sufrimiento ajeno con todo mi ser, pero no puedo dejar de considerarlo gratuito…